Recomiendan ácido hialurónico para el tratamiento integral de heridas agudas y crónicas

  • El ácido hialurónico ayuda a que la cicatrización de las heridas sea más rápida y con menos dolor

El ácido hialurónico es reconocido actualmente no sólo por su uso en la industria cosmética, también se ha demostrado que es un importante aliado en el tratamiento de heridas crónicas y agudas, ya que al ser un componente esencial en la regeneración celular promueve una rápida cicatrización y ayuda a disminuir el dolor.

Son muchos los beneficios que brinda el ácido hialurónico al cuidado de las heridas, ya que contribuye a difundir los nutrientes y eliminar detritus de la piel. Además, tiene la capacidad de absorber agua lo que permite mantener las heridas hidratadas y libres de bacterias, ayudando con ello a la recuperación total de la piel.

Es importante reconocer el tipo de heridas para tratarlas oportunamente ya que, si éstas no son atendidas adecuadamente, pueden infectarse y provocar mayor malestar, dolor y algunas veces, incluso, generar discapacidad.

Las heridas se catalogan de acuerdo a dos variantes agudas o crónicas: las primeras, son aquellas causadas generalmente por un traumatismo o por una intervención quirúrgica.1 Se caracterizan porque el organismo es capaz de cerrarlas o sanarlas en un periodo corto, el cual puede ir de los 14 a los 30 días; la cicatrización se produce generalmente sin infección y no presenta complicaciones.

Entre ellas se encuentran ejemplos como las quemaduras de primer y segundo grado, lesiones generadas por accidentes, cirugías o traumatismos.

Por otro lado, las heridas crónicas son lesiones en la piel y músculos que se deterioran con el tiempo, requieren de tratamiento y curación permanente. Las heridas más comunes de este tipo son las Úlceras de Extremidad Inferior (Arteriales, Venosas, Pie Diabético), Úlceras por Presión, y Úlceras Neoplásicas (causadas por tumores muy avanzados o metastásicos).2

Los productos que utilizan al ácido hialurónico como componente para tratar heridas agudas y crónicas, además de mejorar el proceso de cicatrización, permiten a la herida cubrirse con tejido nuevo y acelerar su recuperación.

Por otro lado, el uso de esta sustancia en combinación con la colagenasa en heridas crónicas proporciona un entorno óptimo y húmedo que apoya el proceso de cicatrización en las ulceras crónicas, preserva la piel, mantiene sano el tejido y prepara el lecho de la herida en lesiones con tejido necrótico -aquellas heridas con una porción del tejido de la piel que ya está dañado, destruido o muerto- para que así su proceso de cicatrización sea más sencillo y con curación natural.

En el caso del ácido hialurónico más sulfadiazina de plata, se disminuye el riesgo de infección de la herida al mejorar la actividad antimicrobiana y fomentar una curación más rápida que con el uso de sulfadiazina simple.

En México, el 90 por ciento de las heridas son atendidas por especialistas en enfermería quienes, además de identificar el tipo de lesión, acompañarán al paciente durante su tratamiento y ayudarán a la sanación de las lesiones.

Es posible encontrar opciones de productos para el tratamiento de heridas que  cuenten con ácido hialurónico como principio base en Farmacias Benavides, Farmacia del Ahorro, Farmacias Guadalajara y Farmacias Especializadas.

Consejos para tratar una herida en casa

  • Lava la herida con agua y jabón.
  • En caso de sangrado, haz presión con una gasa estéril.
  • Coloca antiséptico.
  • Seca bien los bordes de la herida.
  • Coloca algún producto para mejorar la cicatrización hecho a base de ácido hialurónico.
  • Cubre la herida.

Referencias

  1. Secretaría de Salud y Organización Panamericana de la Salud, Manual Clínico para la estandarización del cuidado y tratamiento a pacientes con heridas agudas y crónicas, p. 24.
  2. Secretaría de Salud y Organización Panamericana de la Salud, Manual Clínico para la estandarización del cuidado y tratamiento a pacientes con heridas agudas y crónicas, p. 24.
https://www.merckgroup.com

Compartir Artículo:

Deja un comentario